Marijke Thoen es una fotógrafa belga especializada en la fotografía de partos. Aunque nunca había tenido problemas para compartir su trabajo en las redes sociales, el pasado 21 de noviembre, tanto Facebook como Instagram bloquearon sus fotos.

Aunque un momento tan especial y mágico como un parto no debería ser desagradable para nadie, las políticas de Facebook y su cruzada “anti pezones” fueron motivo suficiente para retirar su foto y aplicar un bloqueo preventivo a su cuenta durante 24 horas.

La imagen muestra el momento del alumbramiento de una madre en una bañera transparente, con el recien nacido buceando en el fondo y con su hermana presenciando la escena con expresión de sorpresa.

La fotógrafa contó la historia en su blog

“Este es el nacimiento más hermoso que he experimentado en mis casi 10 años de carrera como fotógrafa”, pero Facebook “encontró que la foto era demasiado explícita”.

El bloqueo y su historia llegaron a los titulares de varias publicaciones belgas, y con ella la respuesta oficial por parte de Facebook. Ellas les señaló que “el nacimiento es hermoso, a veces crudo y emocional, pero siempre natural.” y que “Por favor, restablecer esta imagen en mi página de Instagram”

Pero el portavoz de ambas redes respondió que la foto “violaban los estándares de la comunidad sobre la desnudez”. Por eso se restringen algunas imágenes de pechos femeninos si incluyen el pezón, ya que son conscientes de que los usuarios de la red son personas de distintas edades. Horas más tarde y ante el revuelo mediático, la imagen era restablecida por parte de la red social.

Puedes conocer más sobre la fotógrafa en su página de Facebook y en su web

Fuente: elperiódico, BBC

Publicado en Familia